viernes, 3 de diciembre de 2010

Poesia: Fantasia

Fantasía

Gotas de frescura y un susurro de ternura
aparecen en una noche muy oscura.
Con pena y tristeza
me encuentro envuelto en el vacío espacio,
sin contacto físico con las vidas exteriores,
solo en mis imaginaciones veo lo que quiero sentir,
sucede lo que espero.

En los lugares de la luna llena o vacía,
de estrellas vivientes o cometas fallecidos,
detrás del muro que separa el día de la noche,
donde ojos brillantes de gatos
contemplan los violines tocados por grillos,
allí en las praderas verdes,
donde algunas parejas enamoradas
se ahogan en intensas felicidades
y renacen como palomas blancas,
convencidas y dispuestas
a crear sus vidas en un romance sin fin,
por vida y esfera,
allí exactamente persisten mis mundos plateados de cristal,
Fantasía en su completa realidad de lo imposible.

Allí me entrego
y respiro amor de rosas
que me separan definitivamente del cotidiano y absurdo hacer.
Ni la tristeza,
que es mi dueña durante muchos de los días,
ni la soledad,
persiguiéndome en mis sombras,
tienen sus leyes en estas dimensiones.

¡Te doy las gracias Fantasía!,
por abrirme tus puertas
y dejarme entrar en tus íntimos sueños.
Por las melodías sensuales que me llevaron a los sitios
que mis anhelosas miradas siempre quisieron alcanzar,
por la sensación más profunda que pudo ocurrir:
soñé y ame contigo.

Mi cuerpo no existe
si penetro en tus caricias interiores.
Mi vida exterior pierde su sentido
cuando estoy contigo.
Tus palabras dulces y comprensivas
son besos de tus inseparables deseos.
Y tu cuerpo,
descubierto en la transparente seda,
huele a bosques despertados durante el amanecer
y a la espuma del mar,
adormecida en el enrojecido panorama de la puesta del sol,
terminando con mi búsqueda por la felicidad
y llenando el lago del olvido
con lagrimas que me dejaron
durante esa pequeña infinidad de tiempo
en que no pude reír ni vivir.

¡Fantasía!, tu cara cambia mil veces,
pero el amor que me das es el mismo.
Tus labios tienen el fascinante sabor
de no poder existir sin ti.
Yo se, que despierto nunca te encuentro,
que solo con mi vista nublada de visiones
puedo quererte en tu reino
de dimensiones y esferas ilimitadas.
Ni la muerte puede separarme de tu lado.
Feliz, muy feliz,
soy feliz contigo.
¡Te amo Fantasía!

Avaherz

2 comentarios:

Sandra Gutiérrez Alvez (Seda) dijo...

uffff ambos amamos a la misma persona...
porque es una amiga y se vuelve real.

impecable, tu poema, amigo.

Las Crónicas de Avaherz dijo...

Gracias Sandra,
esa fantasia no anda lejos verdad?